Dedica el tiempo necesario a la gestión y diseño del almacén

Tanto para la creación de un almacén desde el principio como la mejora de un almacén para conseguir la máxima optimización de este. El proceso de diseño de un almacén necesita que se le dedique tiempo, ya que lo que se decida tendrá repercusiones en el largo plazo puesto que se dedicarán muchas horas de trabajo en él. Son varias las variables que se han de tener en cuenta a la hora de organizar el diseño del almacén, además sea del sector que sea la empresa estos factores son básicos y puede ser utilizado en cualquier caso.

El proceso de optimización comienza con la decisión de que la localización sea óptima, para ello se comenzará con una decisión general acerca del área en la que se va a tener el almacén. Y una vez elegida esa área general, se deberá escoger el punto concreto en el que se va a instalar el almacén. Existen modelos que ayudan para esta decisión; modelo gráfico de Weber, que nos da la solución de una red de distribución. O el modelo del centro de gravedad,  que nos da la solución basándose en la demanda para los costes de transporte.

almacenaje-diseño

A la hora de tomar decisiones acerca de la dimensión adecuada así como de la capacidad, se deberá tener en cuenta el edificio y el diseño de las plantas que este tenga. El edificio tiene como barrera la dificultad de poder cambios en su estructura, por ello es importante conocer hasta el último detalle de sus dimensiones. Y con respecto al diseño que se haga en las cada planta, se tendrá como base el objetivo de minimizar el coste que se produce por el tratamientos de los productos y el espacio del que se hace uso.

Es necesario conocer bien los productos y materiales que se van a almacenar, desde que peso van a tener, dimensiones, y el tratamiento que necesitan a la hora de ser movidos de un sitio a otro e incluso tratamiento. Por ello las decisiones que se tomen en relación a las estanterias en malaga de las que se van a hacer uso es muy importante, y tendrá consecuencias en el futuro si la elección no es la correcta. A la hora de hacer la elección de las estanterías, se han de tener en cuenta aspectos como: peso, proceso de construcción de los componentes así como la forma en que conectan entre sí.

También se tendrá en cuenta el método de almacenamiento que se utiliza en el tratamiento de los productos: que puede ser según la ubicación de estos, el flujo de entrada y salida; así como el equipamiento utilizado para la optimización del espacio disponible.

Denunciar contenido

¿Tienes algo que decir? Este es tu momento.

Si quieres recibir notificaciones de todos los nuevos comentarios, debes acceder a Beevoz con tu usuario. Para ello debes estar registrado.
He leído y acepto el Aviso Legal, la Política de Confidencialidad, y la Política de Cookies de Universia