Consejos a la hora de elegir tu vestido de novia

Reputación y experiencia de la tienda de novia.

Cuando acudas a las tiendas de novias a probarte vestidos de novia, es importante que tengas en cuenta la profesionalidad y la experiencia de las personas que te atiendan, piensa que el precio no lo es todo.

De poco te sirve ahorrarte unos euros, si al final tienes que buscar otro vestido a últimahora de prisa y corriendo, porque el que habías comprado lo han chafado, no han sabido hacer los arreglos a tu gusto o el vestido viene mal confeccionado.

Pregunta cuantas pruebas hacen, forma de pago, si son distribuidores autorizados de la firma, etc.

Si no te encuentras cómoda en el comercio, márchate y vete a otro, piensa que vas a estar horas en ese lugar y con esa gente.

La compra de un vestido de novia es muy importante, por eso elige bien dónde vas a comprar y ten en cuenta todos los factores (trato, profesionalidad, experiencia, amabilidad y entorno).

 

Confía en la opinión de las expertas

Las expertas son las profesionales que te aconsejarán a la hora de decidirte por el modelo, ellas te recomendarán varios modelos en función de tus gustos y luego tú decides el que más te guste.

Acude a probarte con pocas personas y que estas sean de confianza, pero no te dejes influenciar demasiado, el vestido es para tí y es a quien realmente le tiene que gustar. Valora las opiniones de los demás, pero no dejes que por insistir demasiado te hagan cambiar de opinión y sigue con tu elección.

 

Tallas de  los vestidos

Las grades marcas suelen tener un tallaje estandarizado, pero todos los vestidos necesitan ajustes y modificaciones, por eso no te fijes en la talla.

Precio del vestido incluyendo todas sus modificaciones y arreglos.

Un error habitual a la hora de presupuestar el vestido de novia, es olvidarse de las modificaciones y los arreglos. Asegúrate de que están incluidas en el precio, es decir que el precio que te dan por el vestido de novia sea el definitivo. En algunos comercios, no están incluidos los arreglos y menos aun las modificaciones.

 

Los descuentos.

Cuidado con los descuentos, no nos cansaremos de repetirlo, no dejes que te nublen la vista o las ideas con los descuentos milagrosos. Estos suelen ser en modelos que se retiran porque ya no se fabrican, de otras temporadas, en vestidos de muestrarios, etc...

 

Probarse y probarse vestidos.

Recorrerse tiendas probándose vestidos de novia puede ser entretenido, pero si ya has encontrado el vestido que te gusta, déjalo o corres el riesgo de liarte y comprar el equivocado o no saber cual elegir. Pruébate los que sepas que encajan con tus gustos o los que las profesionales que te atiendan te recomienden según tus indicaciones, pero nada más.

 

www.noviasgiorgiobatane.es

Denunciar contenido

¿Tienes algo que decir? Este es tu momento.

Si quieres recibir notificaciones de todos los nuevos comentarios, debes acceder a Beevoz con tu usuario. Para ello debes estar registrado.
He leído y acepto el Aviso Legal, la Política de Confidencialidad, y la Política de Cookies de Universia