¡Mitos sobre las dietas que debes dejar de creer!

4Logros
×1

dieta

El hacer cambios a largo plazo y realizar modificaciones en nuestro estilo de vida es la manera ideal de hacer frente a los kilos de más, porque permite un pérdida de peso permanente, lo destaca la doctora Lucy Chambers (especialista en alimentación de la Fundación Británica de Nutrición).

Claramente es más efectivo hacer cambios graduales a los que podamos ajustarnos por un periodo largo de tiempo, ya que idealmente, el cuerpo debe perder entre 0,5 y 1 kg por semana.

Considerando lo anterior, analizaremos ciertos mitos que siguen existiendo alrededor de cualquier dieta.

 

1) Alimentos que queman grasas.

QUEMAR-GRASA-2

Si bien el término está mal aplicado, no quemamos grasas,  las oxidamos, el creer que por ejemplo el repollo, apio, té verde, pimientos picantes, entre muchos otros ayudan a eliminar la grasa, no es el caso. Ya que no hay ningún tipo de comida que tenga propiedades especiales y que pueda “quemar la grasa” de más que hay en el cuerpo. Así lo asegura además la Fundación Cardíaca Británica (BHF).

 

2) Picar entre comidas, algo prohibido.

opciones-merienda-945x945

La BHF, nos cuenta que esta afirmación también es un mito, ya que no hay problemas con consumir algo ligero entre las comidas principales, siempre y cuando se trate de algo sano, como algún vegetal, una fruta o yogurt bajo en grasa.

El motivo de ello es porque ayuda a controlar el apetito.

 

3) No debes comer de noche porque engorda.

descarga

Cuando consumimos un alimento, la hora no es lo que determina la ganancia de peso, son sus calorías.

Ya que si se consumen más de las que se deben, se obtendrán kilos adicionales, no importa si esto sucede en la mañana, en la tarde o en la noche.

Esto lo asegura el Centro de Salud de la Universidad de West Virginia (U.S.A), y la publicación médica WebMD, que señalan que no existe ninguna prueba de que cuando se come tarde en la noche, se engorda.

 

4) El macronutriente carbohidrato = a malo.

19529

Este grupo es uno de los componentes fundamentales en nuestra alimentación, en donde incluyen azucares, almidón y fibra.

El organismo los necesita para la obtención de energía, en particular el cerebro y los músculos. A si bien el Departamento de Salud del Reino Unido recomienda que al menos la mitad de la energía que incluimos en nuestra alimentación tiene que provenir de los carbohidratos almidonados.

 

5) No debes comer grasas.

equilibriograsas

La especialista Chambers (Fundación Británica de Nutrición), nos señala que al momento de hacer una dieta el 35% de la comida que proporciona la energía provenga de las grasas, muy contrario a lo que suele pensar las personas.

Lo que hace la diferencia cuando hablamos de grasas es el tipo de grasa que se ingiera, por ende reemplazar la saturada con la que no lo es, ya que así podremos reducir el colesterol en sangre que es la que está relacionada con el riesgo de enfermedades cardiacas y derrames cerebrales.

 

6) Para perder peso debes comprar productos BAJOS EN GRASA.

alimentos-dieteticos

Cuando un producto tiene este mensaje en su envase suelen tener mayores cantidades de azúcar, sal y almidón que aquellos que tienen todos los componentes regulares.

Ello es debido a que se debe compensar el sabor que se pierde cuando se les reduce o quita la cantidad de grasa.

Otro de los puntos en contra es que se tiende a consumir más porciones en cantidad y frecuencia que las que se comerían con la versión regular.

Y  hablando de los productos que afirman que NO TIENEN AZUCAR, lo que suele pasar es que son endulzados con concentrado de jugos de fruta (lo que se termina consumiendo la misma cantidad de calorías que el original), por ende desde el punto de vista nutricional no hay ganancia.

 

7) Llenarse con agua es sinónimo de perder kilos.

AAA

El agua es claramente fundamental para el organismo, pero no por aumentar su consumo se perderá kilos.

La única manera de que existe diferencia afirma WebMD, es que cuando realicemos una dieta tomemos agua para evitar el consumo de bebidas azucaradas y tomemos otras medidas como las mencionadas en la introducción ya que esta única acción no contribuye a eliminar kilos extra.

 

8) Para que la dieta sea efectiva debes saltarte las comidas.

comer-a-horario1

La consecuencia de esta afirmación es que te sientas más hambriento, lo que llevara a que consumas más alimentos en tu próxima comida.

 Algunos estudios dan a conocer una conexión entre la obesidad y saltarse el desayuno.

 El Instituto Nacional de Enfermedades Digestivas, del riñón y la Diabetes (U.S.A), concuerdan con este punto.

 

 9) Hay que hacer ejercicios intensos y prolongados para perder kilos.

images

Esta afirmación es ambiciosa y básicamente porque los actividades de baja intensidad también consumen calorías. Y es por esto que la BHG indica que caminar, arreglar el jardín y las actividades que se suelen hacer en el hogar, hacen una gran diferencia, eso obviamente no quiere decir que ir al gimnasio no esté bien, al contrario.

 En relación a este tema, el Centro de Salud de la Universidad de West Virginia también señala que el ejercicio no transforma la grasa en músculo básicamente porque ambos tejidos esta formados por células diferentes.

 Se oxida la grasa y se desarrolla musculo, así que lo que se puede hacer es perder uno y ganar el otro, pero no se puede convertir el primero en el segundo.

Finalmente señalar que hay que ser cuidadosos con los productos que indican perdidas de muchos kilos en poco tiempo, independiente de su composición, es extremadamente complicado que esa predicción se cumpla.

 Redacción por La British Broadcasting Corporation.

Denunciar contenido

2 comentarios

Deja tu comentario
Esme Paul14 d Julio d 2015 a las 10:05 (UTC)
Muy útil!
Barbara Fresno fresno@hotmail.com13 d Julio d 2015 a las 07:49 (UTC)
Me encantó el artículo. La verdad es que me orienta a la hora de pensar en reducir volumen.
Gracias.

¿Tienes algo que decir? Este es tu momento.

Si quieres recibir notificaciones de todos los nuevos comentarios, debes acceder a Beevoz con tu usuario. Para ello debes estar registrado.
He leído y acepto el Aviso Legal, la Política de Confidencialidad, y la Política de Cookies de Universia