Trucos simples para mejorar la señal de wifi

Te contamos algunos trucos muy sencillos para mejorar tu conexión wifi

Hoy en día todo el mundo tiene conexión wifi en casa, es lo más cómodo para poder utilizar internet en la tablet, el portátil o el móvil, sin tener que consumir nuestros propios datos móviles. Mientras la conexión funciona correctamente todo va bien y el wifi resulta una maravilla, pero cuando la señal falla o se pone lento e inestable podemos entrar en pánico y desesperación. Parece una tontería del siglo XXI, pero tener problemas de conexión a internet cuando estás trabajando y la necesitas con urgencia y, lo peor, después de intentarlo todo no responde, puede poner del mal humor a cualquiera, sobre todo si los problemas con la señal son recurrentes. En muchas ocasiones, por ejemplo, el problema está en que la conexión wifi no llega a algunas habitaciones de la casa y casi siempre suele pasar con la habitación de la persona que más necesita de esta conexión, es la norma.

 

wifi-logo.png

 

Para que cuando te encuentres con algún problema relacionado con la señal wifi no entres en la más absoluta desesperación por no saber que hacer y, además, ahorrarte el dinero del técnico, en este post te contamos algunos trucos simples para mejorar la señal de wifi de tu hogar, para poder lograr así una mejor velocidad de emisión y recepción.

 

Algunos trucos muy fáciles para poder mejorar la conexión wifi en el hogar

1. Ubicación del router en el hogar

Si la conexión a internet es veloz en la estancia donde está el router pero, por ejemplo, en el comedor casi no hay señal, el problema radica en la ubicación del router que estará en todo caso mal ubicado.

Debes buscar un lugar central en el hogar para que su rango de acción llegue a todas las habitaciones. Además, lo ideal sería que estuviese en un sitio donde la señal no tuviera muchos obstáculos.

Si tu casa es muy grande, y sigues teniendo problemas con la señal, deberías probar con un repetidor. Estos tienen un precio medio, los hay más caros y más baratos. Estos repetidores reciben la señal WiFi y luego la envían nuevamente, amplificándola. Puedes ahorrar usando un router viejo para dicha función.

casa_dualband.jpg

2. Actualiza el firmware y cambia el canal utilizado por tu router

Los router, al igual que cualquier otro gadget, reciben a menudo actualizaciones por parte del fabricante y lo recomendable es tenerlo siempre actualizado con el último firmware. Se puede revisar directamente desde la página de configuración del router, que depende de la marca o el modelo, pero siempre empieza con 192.168xxxxxx.

Desde esta misma configuración, también se puede modificar el canal o frecuencia que se utiliza para transmitir la señal. El canal más corriente es el 6 y la banda de 2.4 GHz, es posible que la transmisión de tu señal esté chocando con las señales de tus vecinos, sobre todo si vives en un piso o en un lugar con casas muy cercanas entre sí.

Elige otro canal y seguro notarás diferencia. La banda, sin embargo, no la cambiaría, ya que no todos los dispositivos son compatibles con otras bandas.

3. Ubicación del Router en la habitación

Volviendo a la ubicación del router, atendiendo esta vez a la ubicación de este dentro del cuarto, no lo debes dejar en un lugar donde vayas a tener problemas con la señal.

Por ejemplo, debajo del escritorio o en un rincón son malos lugares para colocar un router, elige aquellos en los que la señal va a poder moverse libremente, sin tener que saltear obstáculos. Si por lo que sea no alcanzas a llegar con el cable de red, puedes comprar un alargador, que no son caros y resultan de gran ayuda.

fibra_optica_de_movistar_7_618x281.jpg

4. Usuarios y seguridad

De nada sirve tener un router bien actualizado y bien ubicado, si utilizamos 8 dispositivos en una conexión de 2 MBPS. Si hay muchos dispositivos en tu casa, tienes que invertir en una mayor velocidad de conexión.

Si, por el contrario,  no son tantas las personas o dispositivos, pero, sin embargo, la velocidad sigue siendo muy mala, es posible que algún vecino esté aprovechando la señal de tu WiFi. Si así es, debes cambiar la clave y mejorar la seguridad. Una buena idea, es registrar las direcciones MAC de los dispositivos dentro de la configuración del router, de esta manera sólo los equipos autorizados pueden acceder a ella.

5. Actualiza tus equipos y dispositivos

Volviendo a los dispositivos, en ocasiones la culpa no la tiene la señal WiFi, sino los equipos que se conectan a ella.

En PC y Notebooks, debes revisar que el driver del adaptador WiFi esté actualizado con su última versión. Nuevamente, como hemos nombrado anteriormente, saberlo depende del modelo y la marca, pero el mejor lugar para encontrar las actualizaciones siempre va a ser la página oficial del fabricante.

Cisco-E4200v2-inline2.jpg

6. Invierte en un mejor router o antena

Si después de haber intentado todo lo anterior y todas las soluciones te fallan, quizá el problema está en el router que tienes, a lo mejor simplemente es poco potente para lo que tú necesitas. Puedes comprar otro y cambiarlo por uno más avanzado que ofrezca un mayor alcance.

Otra posibilidad, es añadir o cambiar la antena del router, aunque no todos los router te van a permitir esa opción. Asesórate bien con un técnico de confianza y elige lo mejor de acuerdo a tus necesidades y las características de tu casa.

 

 

 

 

Denunciar contenido

1 comentario

Deja tu comentario
Esme Paul1 d Julio d 2015 a las 11:07 (UTC)
Tomo nota!

¿Tienes algo que decir? Este es tu momento.

Si quieres recibir notificaciones de todos los nuevos comentarios, debes acceder a Beevoz con tu usuario. Para ello debes estar registrado.
He leído y acepto el Aviso Legal, la Política de Confidencialidad, y la Política de Cookies de Universia