Anécdotas de matemáticos

En su libro "Mathematics and the Real World" Zvi Artstein explica algunas anécdotas sobre matemáticas. En un mundo hiperconectado digitalmente, ¿cómo es que los matemáticos a menudo viajan miles de kilómetros para hablar con colegas? Dice que en la fase creativa / intuitiva no hay ninguna tecnología que sustituya las conversaciones cara a cara. Cita un ejemplo curioso. A menudo, un colega entra en su despacho para mostrarle un razonamiento matemático y para que le ayude a ver que no se ha equivocado o donde se ha atascado. Es inútil que le diga que él no es conocedor del tema. El colega llena la pizarra con todas sus fórmulas y deducciones y, después de un rato, sin que él haya dicho una sola palabra, se detiene, pensativo, y dice: "Muchas gracias, ahora entiendo lo que ha pasado. Me has ayudado mucho". Y es verdad, el hecho de que le haya escuchado una persona que puede tener sólo una ligerísima idea de lo que ha estado hablando ha sido una gran ayuda.

El pensamiento intuitivo trabaja en el subconsciente y los ejemplos explicados por Poincaré y Hadamard lo ponen de manifiesto. La solución puede aparecer en el momento más insospechado, cuando los matemáticos suben a un autobús yendo a una excursión o cuando se están afeitando. Naturalmente la solución no sale de esta forma espontánea sino que han estado trabajando intensamente en el problema.

Otra cosa que ayuda a encontrar una solución es saber que la solución existe, por ejemplo cuando alguien ya ha demostrado un teorema a veces alguien encuentra una solución mucho más sencilla que la original. Un ejemplo notable es el del famoso matemático John Milnor cuando era estudiante y se quedó dormido en una clase, mientras el profesor explicaba en la pizarra un problema abierto. Al despertarse miró la pizarra y pensó que era un ejercicio que el profesor había puesto en la clase para la próxima semana. La semana siguiente llegó a la clase con la solución.

Paul Erdös, uno de los matemáticos más viajados y más prolíficos definió una vez un matemático como una máquina en que le pones café y por el otro lado salen teoremas. Erdös ofrecía premios de 100 dólares a matemáticos que encontraran la solución de problemas. Cuando le preguntaron si tenía suficiente dinero para pagar a todos los que le presentaban la solución dijo que les daba un cheque y tenía la esperanza de que no lo cobraran y guardaran su firma (él era muy conocido). Erdös es famoso, entre otras cosas, porque colaboró con muchos matemáticos y esto ha servido para hacer una clasificación. Si un matemático tiene el número de Erdös 1 quiere decir que ha colaborado con él, si tiene el número 2 significa que ha colaborado con alguien que tiene el número 1, etc.

Otro ejemplo divertido es el del medalla Fields Steve Smale. Le dieron una beca para dedicar el verano a la investigación y la institución que le había dado la beca descubrió que había pasado el verano en las playas de Río de Janeiro y le pidieron que devolviera el dinero. Él dijo que realmente estaba trabajando cuando estaba tumbado en la arena y, de hecho, fue allí donde hizo algunas de sus mejores contribuciones. Lo demostró ante el comité que investigaba el caso y a este no le quedó más remedio que admitirlo.

LegacySmale.jpg

Stephen Smale, en la foto, fue premiado con la medalla Fields (también lo fue John Milnor).  La medalla Fields es el equivalente al premio Nobel en matemáticas, pero se otorga solamente cada cuatro años en el Congreso Mundial de Matemáticas. Existen algunas diferencias con el Nobel. El prestigio es tan grande como el Nobel entre los matemáticos, pero no es un premio tan conocido entre el público, su importe es mucho menor y se concede sólo a matemáticos de menos de 40 años con la idea de fomentar todavía más su creatividad.

Denunciar contenido

¿Tienes algo que decir? Este es tu momento.

Si quieres recibir notificaciones de todos los nuevos comentarios, debes acceder a Beevoz con tu usuario. Para ello debes estar registrado.
He leído y acepto el Aviso Legal, la Política de Confidencialidad, y la Política de Cookies de Universia