Nuevo aeropuerto en la capital mexicana

Con una inversión cercana a los 9 mil millones de dólares, se anuncia la obra de infraestructura más grande de México en los últimos años.

El gobierno de México, a través del presidente Enrique Peña Nieto anunció la construcción del nuevo aeropuerto de la Ciudad de México. Se invertirán 9 mil millones de dólares en su construcción, la cual en su etapa final tendrá seis pistas y la capacidad de transportar 120 millones de pasajeros al año.

Con la construcción de esta magna obra, necesaria por donde se le quiera ver, se buscará detonar el desarrollo económico de México y se impulsará la creación de empleos en el Distrito Federal y el Estado de México.

La obra correrá a cargo del famoso arquitecto británico Norman Foster, quien ya ganó el premio Pritzker y ha sido creador de las terminales aéreas de Hong Kong y Beijing.

De acuerdo con la presentación, el aeropuerto será sustentable y desarrollará otros aspectos como zonas habitacionales, una universidad de aeronáutica y áreas comerciales complementarias.

En el papel, la obra resulta ambiciosa y esperanzadora, la conducción de Foster le da seriedad al proyecto. Sin embargo, existen algunos detalles que se deben resolver antes, durante y después de la construcción.

El primero de estos detalles es la oposición de los pobladores aledaños a la construcción. Los célebres ejidatarios de San Salvador Atenco ya anunciaron que se oponen a la obra y que "lucharán hasta la muerte" para que no se realice. Años antes impidieron otro proyecto aeroportuario, provocando la burla internacional hacia el entonces presidente mexicano Vicente Fox.

Otro asunto a considerar es la obtención de recursos. El gobierno mexicano aportará la mayoría de los mismos, lo que no se ha dicho es que subirán los costos de la transportación aérea mexicana para financiar la obra de Foster, lo que encarecerá a este sector.

Y por último, pero no menos importante, el impacto ambiental. De acuerdo a estudios ambientales, el sitio donde se realizará la obra tiene importantes poblaciones de aves, el terreno es muy susceptible a inundaciones y el incremento de las emisiones de gases contaminantes impactará de manera negativa a la capital mexicana.

Esperemos se tomen en cuenta estos aspectos en la contrucción de esta magna obra.

Denunciar contenido

¿Tienes algo que decir? Este es tu momento.

Si quieres recibir notificaciones de todos los nuevos comentarios, debes acceder a Beevoz con tu usuario. Para ello debes estar registrado.
He leído y acepto el Aviso Legal, la Política de Confidencialidad, y la Política de Cookies de Universia