De copas en Valladolid

Amplísima la oferta nocturna de la capital castellana. Locales cuidados al detalle (durante gran parte del año se debe permanecer dentro de estos locales para no sufrir el gélido clima pucelano) y ganas de divertirse en esta ciudad universitaria.

A continuación pasamos a ofreceros las principales zonas de marcha de la ciudad, no son absolutamente todas. No son todas las que están, pero si están todas las que son.

La-ciudad-en-la-noche-a28669735.jpg

Portugalete/Antigua: La Plaza de la Universidad, la de la Antigua y Portugalete son, seguramente los lugares más animados de la ciudad cualquier día en el que haya clases en la facultad de Derecho (la más antigua de toda España). Sus bares están en continuo movimiento y al acercarse el buen tiempo las terrazas comienzan a poblarse de todo tipo de gente.

Esta es una de las mejores alternativas para salir cualquier día del año, ya que en muchas ocasiones se confunden a los que se van con los que van llegando y muchas veces los segundos son capaces de sumergir involuntariamente a los anteriores en las primeras copas de la noche.

Gente de todo tipo edades, desde el joven quinceañero hasta el madurito de cincuenta se distribuyen por los distintos bares de la zona.

Paraíso: Desde primeras horas los locales comienzan a rebosar de un público eminentemente joven y que calienta motores para "abandonar" estos lugares y dirigirse a otras zonas. Podría ser un calentamiento de motores, estómagos y juerga. Copas y litros de cerveza son frecuentes en Paraíso en donde calles, pasajes y callejuelas configuran un espacio en el que algunas de las tascas y mesones allí existentes han tenido que reenfocar su tipo de negocio y olvidarse un poco de las tapas para dedicarse más al alcohol.

Cantarranas: Podría considerarse actualmente como una prolongación del "Portu" o Portugalete debido al crecimiento de ambas zonas. El ambiente que se respira en esta zona es, seguramente, el más diverso de la ciudad. Aquí podrás disfrutar de ambientes salseros, roqueros, poperos, heavy... un sinfín de estilos que alcanzan su momento de ebullición a las dos de la mañana.

San Miguel: En esta zona nos referimos tanto a la plaza de San Miguel como a sus calles adyacentes (Doctor Cazalla, Concepción...) La clientela de San Miguel, a las horas de plena asistencia (la una o dos de la mañana hasta las cuatro), alcanza desde los ventimuchos hasta los cuarenta aunque horas antes ya comienza a fraguarse la movida con un público más joven. Los locales están cuidados, son amplios y albergan a todo tipo de público.

Coca/San Lorenzo: La zona de Coca no solamente abarca la plaza del cine que lleva su nombre (el Coca), sino que nos lleva por diversas calles como Fernández Torre, Campana, Correos y otras más hasta comunicarnos con la cercana zona de San Lorenzo. Pero la diferencia entre estos dos lugares y las calles que los unen es que tanto en la Plaza de Coca (bastante malsonante el nombre de esta plaza para quien desconoce la existencia de ese cine actualmente cerrado) como San Lorenzo se dedican fundamentalmente al copeteo y las calles que transitamos para ir de un lugar a otro se dedican más al chateo y tapeo.

Cada local de copas tiene su clientela fija. Estilos distintos y edades de todo tipo. Estas son, como hemos dicho al principio, algunas de las zonas con más movimiento de la capital pucelana, pero debemos señalar que a lo largo de toda la ciudad podemos encontrarnos con calles y locales con gran éxito dentro de la noche castellana. Calles como Recoletos, el Pasaje Gutiérrez y los diversos barrios ofrecen a quien lo desee una noche de ritmo y sin especio para el aburrimiento.

Denunciar contenido

¿Tienes algo que decir? Este es tu momento.

Si quieres recibir notificaciones de todos los nuevos comentarios, debes acceder a Beevoz con tu usuario. Para ello debes estar registrado.
He leído y acepto el Aviso Legal, la Política de Confidencialidad, y la Política de Cookies de Universia