Clementine

  • 07/11/2013
  • 4

Clementine   

Cuando nos empeñamos en olvidar algo, comienza la obsesión y cobran fuerza inusitada los recuerdos. Quizá sea mejor dejar fluír la conciencia...o el subconsciente...porque planear el olvido implica aferrarte al recuerdo irremediablemente.   

    Así le sucede a Joel en Olvídate de mí. Jim Carrey abandona su máscara hiperbólica, su flequillo histriónico, para convertirse en un personaje dramático envuelto en una sutileza fantástica. Por no hablar de Kate Winslet, que podía haberse ahorrado su crucero en el Titanic pata embarcarse tan sólo en esta historia de magia cotidiana.    

 

olvídate-de-mí

    Cuando Joel descubre que Clementine ha hecho borrar los recuerdos de su amor, decide hacer lo mismo. Será entonces cuando caiga en la cuenta de la dimensión de su pasión, de todos los momentos que podía haber aprovechado y no lo hizo, de las miradas que negó a Clementine.... 

    Porque Clementine es un alma excepcional. Que decide entregarse al olvido porque la pasión se ha ido diluyendo y no lo soporta. Poque podría continuar con esa relación anodina pero es tan pesada la carga...   

    Muchas veces dejamos que sea el ritmo de los acontecimientos quien decida por nosotros. Necesitamos una excusa, una justificación para enfrentarnos a nosotros mismos. La falta de latido, la mirada cansada casi yerta, la aspereza al respirar...deberían ser suficientes.     

    No deseo tocar el cielo con las manos. Sólo quiero acunar la sensación de hacerlo, pero cuanto más lejano observo el cielo, más serena me encuentro. El día que ese azul opaca mis sentidos, no espero más. Ese día trunco mi trayectoria.

 

 

 

 

Denunciar contenido

4 comentarios

Deja tu comentario
P13-03-10_19.16
Natalia Castro 8 d noviembre d 2013 a las 10:44 (UTC)
A mí también, Verónica. Y no me lo esperaba, porque no me imaginaba a Jim Carrey en una película así...
allfons.ru-2198
Verónica Oliva8 d noviembre d 2013 a las 10:33 (UTC)
Esta película me gusto mucho.. :)
P13-03-10_19.16
Natalia Castro 8 d noviembre d 2013 a las 08:02 (UTC)
Así es. Y A veces pasamos tanto tiempo diseñando esas estrategias, que se nos olvida vivir.
Rosa 2.013
Ochoa de Eribe Gomila Rosa8 d noviembre d 2013 a las 07:47 (UTC)
A veces queremos olvidar ya y eso es imposible porque hay un tiempo de duelo que en cada persona es distinto y que es necesario pasar,sobretodo porque la mente lo necesita para asimilar lo sucedido y diseñar nuevas estrategias para seguir adelante.

¿Tienes algo que decir? Este es tu momento.

Si quieres recibir notificaciones de todos los nuevos comentarios, debes acceder a Beevoz con tu usuario. Para ello debes estar registrado.
He leído y acepto el Aviso Legal, la Política de Confidencialidad, y la Política de Cookies de Universia