El caso Bárcenas hace mella en Cospedal

María Dolores de Cospedal ha perdido la orientación en su gestión del caso Bárcenas poniendo en evidencia la solvencia política que sí ha demostrado en el ámbito autonómico al frente del Gobierno de Castilla La Mancha.

Negar la relación que mantenía el Partido Popular con el extesorero más allá de 2010 para finalmente admitir de un modo bochornoso que sí existió una relación laboral "en diferido" hasta principio de 2013 e intentar cargar el mochuelo a Javier Arenas y a Mariano Rajoy son algunos de los palos de ciego con los que la secretaria general del PP ha perdido credibilidad ante la opinión pública. 

Señalada en los papeles de El País

La jugada de Cospedal para alejar el fantasma del extesorero de su persona pasa también por una querella a título particular contra Bárcenas y la editora de El País por vulneración del derecho al honor tras verse señalada en la contabilidad manuscrita de Luis Bárcenas publicada por el diario de Prisa como receptora de varios pagos de 7.500 euros en dinero B.

Precisamente este viernes se celebra el juicio en el que deberá comparecer como testigo, aunque el contexto del caso desde que ésta presentase la demanda en febrero hasta ahora ha cambiado sustancialmente. 

Por aquel entonces, ni Bárcenas admitía que dicha contabilidad fuese obra de su puño y letra, ni el juez instructor del caso Pablo Ruz había dado por válidos los documentos publicados por El País, lo cual podría desbaratar en buena medida el argumento de la secretaria popular. 

 

Denunciar contenido

¿Tienes algo que decir? Este es tu momento.

Si quieres recibir notificaciones de todos los nuevos comentarios, debes acceder a Beevoz con tu usuario. Para ello debes estar registrado.
He leído y acepto el Aviso Legal, la Política de Confidencialidad, y la Política de Cookies de Universia